comunidades

La Navidad del 2020

Todos estamos viviendo una realidad que nunca pensamos vivir.

Las circunstancias son bien conocidas por todos. Ahora, más que nunca, nuestro hogar tiene una gran relevancia. Está claro que nuestro hogar es un "refugio" y todos necesitamos sentirlo como tal y mucho más en fechas tan señaladas como es la Navidad.



He vivido muchas navidades y no siempre han sido idílicas y, desde luego, nada que ver con lo que nos muestra la publicidad o las películas, que deben ser unas navidades ideales. Pero siempre he intentado que sea una celebración especial.

Desde que tengo el blog, cada año he escrito como mínimo un post relacionado con la Navidad, siempre desde mi punto de vista, haciendo referencia a la aplicación de los preceptos del Feng Shui, para conseguir una decoración navideña que se adapte de maravilla a nosotros y nuestro hogar.

Es curioso ver que esta ciencia milenaria es de lo más actual. Los medios más relevantes, y fuentes sanitarias, manifiestan lo que año tras año hago transcender desde este blog:



Limpieza, orden, ventilación.Todos mis post navideños hablan de una celebración sencilla, donde los sentidos y lo natural cobran la máxima importancia. Se trata, nada más y nada menos, de sentirnos seguros, protegidos del mundo con las personas que amamos. Ya sea teniendo simplemente una conversación sin prisas o sencillamente tomando un café..., esto lo podemos traducir como:

"El bienestar del aquí y ahora"

No permitas que la situación te desanime y te conviertas en el "Grinch" de la Navidad. Es muy fácil cambiar la atmósfera de tu hogar con muy poco.



Las estrellas de cualquier Navidad son:

El árbol: este año más que nunca un abeto, o cualquier rama que represente un árbol, puede quedar muy bien en cualquier rincón del recibidor, salón, dormitorio o como centro de mesa. No renuncies a tener tu árbol ya sea clásico o creativo.







Estantes , muebles, ventanas, paredes: aprovecha cualquier estante o mueble para añadir algún elemento decorativo para dar ese aspecto festivo que queremos dar a nuestro hogar.

Una pared vacía, o una gran ventana, pueden ser un lienzo perfecto para un motivo navideño.





La mesa: de montar la mesa no se escapa nadie. Como las circunstancias no dejan que nos reunamos demasiados comensales, es el momento para montar una mesa bonita festiva. No hace falta grandes pretensiones, pero si hace falta dar un pequeño toque diferente.







Las estrellas sensoriales de todas las navidades son:

Sabor: No es necesario servir un menú sibarita, cualquier cosa que podamos compartir hará que todos disfruten de cada bocado.

Olor: los hogares huelen a chocolate, galletas recién horneadas, canela...¿a qué huele la Navidad de tu casa?.

Sonidos: en estas fechas hay sonidos característicos. Música, villancicos, risas de los niños, el chasquido de la chimenea.

Tacto: en nuestro hogar podemos dar rienda suelta a este sentido notando el tacto de nuestra manta favorita, cojines de invierno, nuestra taza favorita...

Presencia y gratitud: vivir el aquí y ahora disfrutar de las pequeñas cosas y agradecer el placer de poder vivir esos momentos con nuestros seres queridos.












Te voy a dejar el enlace a otros post relacionados con la Navidad ya que esta será diferente pero no menos entrañable que cualquier otra.

Decoración navideña en mi casa Post del 2019.

3 razones que te harán amar la Navidad Post del 2018

Fotos: Pinterest, cafeversatil.com, Equilibrio Feng Shui

¡Que un chi ilusionado te acompañe!










Fuente: este post proviene de Equilibrio Feng Shui, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
Creado:
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Montse Barquero Foto de Laia Prats Hola amig@s hoy un post muy personal e intimista, el dia de hoy estaremos hablando de las mejores cosas del Feng Shui. Me apetece mucho compartir con tod@s esta sens ...

Recomendamos