Retro y con Encanto Idea guardada 1 veces
La valoración media de 4 personas es: Excelente

¡Qué nos gusta una cacerola!

Pues sí... pero "pa" verlas, que ya sabéis que ambas odiamos la cocina.... Pues, a pesar de esa animadversión a los hábitos culinarios, a ambas nos ha tocado esta Navidad celebrar en casa la Nochebuena, y ahí no hemos podido zafarnos del delantal... ¡Hasta hemos salido airosas con nuestros platos elaborados! Pero, a lo que vamos, las cacerolas.... Los origines de las actuales ollas hay que buscarlos hace más de 10.000 años... Durante el Neolítico ya se cocinaban los alimentos y, así, en Anatolia se encontraros restos de una cocina completa compuesta de cacharros de barro coloreados en tonos rojizos, grises y negros. Ya en la Antigua Roma y en la Grecia clásica se usaron nuevos materiales para la cocción, como la madera, el cristal o la plata, y no fue hasta el siglo XVII que no aparecieron las ollas de hierro forjado. Pero las que más nos atraen, por su belleza decorativa, son las recubiertas de esmalte... cuyo origen se remonta al sigo XVII. El aluminio y el teflón son el culmen en cuanto a materiales de los cacharros en la actualidad, por su comodidad y calidad..., pero nosotras seguimos admirando esas cacerolas decoradas, coloridas y originales que se ven por la red....





Foto


Foto



Foto



Foto



Foto


Foto
Quien sabe si, a base de cenas navideñas, le cogemos el gusto a ser "cocinillas"... De momento, nos conformamos con decorar con nuestras cacerolas. ¿Cómo lo veis?

Fuente: este post proviene de Retro y con Encanto, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Jardín de cristal...

Julián, hermano de una de nosotras, nos trae, de las obras que lleva a cabo, objetos que, piensa, nos pueden interesar. Los últimos en llegar han sido estos botes de cristal de una antigua repostería. ...

Complejo de tonel...

Os hemos comentado que, en general, somos poco habladoras. Hay días en los que no paramos de charlar, por supuesto, y otros, en los que, por ejemplo, nos limitamos a pintar en el taller con el único s ...

Bolas y más bolas...

Hay personas cuya existencia, en un momento dado, da un giro de 180 grados... Una decisión mal tomada da al traste con su vida (para nosotras, se entiende) y con la de las personas que le rodean. Y lo ...

Un escritorio a estrenar

Graciano dejó en nuestras manos este coqueto escritorio de madera, muy envejecido por el uso y posterior abandono. Lo primero que tuvimos que hacer fue renovar la trasera, por encontrarse en un lamen ...

Etiquetas: CocinasMenaje

Recomendamos