comunidades

Un ático minimalista

Una decoración sencilla y muy moderna

El ático de Conchos apenas necesita presentación, puesto que es una de las casas más populares y celebradas del foro. El blanco es el color imperante y gracias a él se potencia al máximo la luminosidad de este tipo de pisos. Esta característica también se ve potenciada por los espacios diáfanos y la doble planta que hace que la altura de los techos sea un lujo.

Cada estancia está decorada con mucho esmero, se nota rápidamente que allí vive una amante de la decoración. Otra de las características del ático es cómo se ha sabido mezclar muebles de IKEA con algunos clásicos del diseño como la silla Panton. Vamos a recorrer todas las estancias para ver como el blanco y la madera dan continuidad a todo el proyecto.

Comenzamos con la entrada. Nada más llegar la luz se hace presente, puesto que desde el recibidor podemos ver el salón y un enorme ventanal. Para este espacio se eligió un mueble oscuro de líneas rectas, que puede tener un cierto toque exótico que se potencia con la figura del Buda. En la pared de frente un espejo para potenciar la sensación de espacio.

Continuamos en el salón, donde la doble altura se hace patente. Los tonos blancos y grises dominan la estancia, aunque nos ha gustado mucho el detalle de los textiles morados para jugar con más colores. El cuadro de New York y el reloj terminan de completar la decoración. Para no recargar y continuar con la línea más minimalista la iluminación está basada en halógenos.

Desde el salón accedemos a una terraza donde vemos una original butaca en forma de huevo y una mesa redonda con sillas de IKEA. Al fondo se ha aprovechado el espacio para crear un armario y poder tener todo mucho más ordenado. Al mismo tiempo, se han elegido screen para las ventanas que permiten todo el paso de la luz sin problemas.

En el dormitorio seguimos potenciando la luz con un espacio blanco, tanto en paredes como en ropa de cama. Una mezcla perfecta junto a la calidez de la madera del suelo y las puertas. Asimismo, la habitación de invitados está formada por el divan hermes de IKEA y algunos toques de color para convertirla en un espacio más alegre.

Por último, en la planta de arriba encontramos un pequeño despacho con una zona chill out, de nuevo la apertura del espacio hacen que parezca mucho más grande visualmente. La terraza del ático es una de las estancias estrella de la casa. Se ha jugado con los materiales para diferenciar a la perfección la zona de relax (tumbona, césped artificial) con la zona dedicada al comedor.


Agradecimientos: Conchos, usuaria de la comunidad Facilisimo.com

¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos

Relacionado