Idea guardada 1 veces
Sé la primera persona en valorar esta idea Valorar

Una calle de París

Una calle de París, como empezaría la mítica canción de Duncan Dhu, es nuestro destino de hoy. Entramos en casa de Julie. Aquí vive con su hija pequeña. Los cuentos, los globos y las golosinas de colores se encargan de confirmarlo. A ella le gusta cocinar, añadir romero a todos sus platos y llenar la casa de aromas. ¡Bienvenidos!

He descubierto a Julie en la entrevista que publica el magazine Freunde von Freunden. Sus palabras son tan o más importantes que su casa. Reconoce que las tendencias de estilo siempre influyen, sobre todo si vives en la capital de Francia. Sin embargo, enseguida explica que lo mejor es tener una mirada propia y mantener la esencia. Ella, ha decidido simplificar la decoración. Llenar los espacios de menos muebles y más vivencias. Tener un espíritu libre. Ir averiguando lo que le gusta ver en su entorno. Añadir piezas, cambiar, acertar...o no. Aunque para acierto, sin lugar a dudas, la luz que despierta cada mañana su casa, ¿verdad?

Os recuerdo que si queréis acompañarme cada día a un hogar distinto, 

podéis suscribiros al blog.

¡Feliz viernes!















 Vía

Fuente: este post proviene de este blog, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

BIMBA Y LOLA

No sé si queda bien decirlo pero qué ganas de frío, de capas, de mangas largas. Qué ganas mientras devoro la colección de BIMBA Y LOLA para el próximo otoño-invierno. La firma española vuelve a sorpre ...

La mirada de Amparo Garrido

Amparo Garrido solo necesita una mirada para crear una obra de arte. Esa mirada no necesariamente tiene que ser humana. De hecho, en algunos de sus trabajos como Soy Tú, los protagonistas son perros. ...

Una calle de París

Una calle de París, como empezaría la mítica canción de Duncan Dhu, es nuestro destino de hoy. Entramos en casa de Julie. Aquí vive con su hija pequeña. Los cuentos, los globos y las golosinas de colo ...

Ni flores ni otras cosas

Los sueños que hemos dejado de perseguir porque se nos ha ocurrido decir que ya es tarde. Los besos que no damos porque pensamos que no serán correspondidos. Las noches que no pasamos en vela porque a ...

Recomendamos