comunidades

Casetas de madera para el jardín

Casetas de madera


La zona del jardín también forma parte de los espacios funcionales de nuestro hogar. Si contamos con un jardín de grandes dimensiones es posible aprovecharlo al máximo. Son muchas las cosas que podemos hacer en un gran jardín y una de ellas es poner una caseta de madera. Las casetas de madera son anexos que tiene muchas finalidades.

Estas casetas de madera pueden tener varios usos, dependiendo de lo que necesitemos. Así que es una gran idea utilizarlas para dar más servicio a nuestro hogar y a nuestro jardín. Vamos a ver qué casetas podemos poner en el jardín y también qué usos podemos darle.

Por qué utilizar una caseta de madera

Casetas de madera


Las casetas de madera son ideales para el jardín. La madera es un material natural que nos ofrece unas grandes prestaciones. En la actualidad hay maderas que se han tratado para que aguanten en el exterior en perfectas condiciones. No obstante, debemos saber que muchas de las casetas de madera que vemos son simplemente imitaciones de este material. Algunas incluso son de pvc o de aluminio. Pero se elige esta estética de madera precisamente porque el toque natural que le da al jardín hace que se mimetice mejor con este espacio exterior.

Además, si te haces con una caseta de madera, podrás pintarla a tu antojo. Las casetas de madera son piezas que se pueden renovar o cambiar a nuestro antojo. En este sentido, es habitual verlas pintadas según el gusto de cada persona. Una tendencia nos dice que es habitual pintarlas de color blanco para darles luminosidad.

Usos de las casetas de madera

Casetas de madera


Las casetas de madera pueden tener usos variados. Hay muchos tamaños, por lo que se pueden elegir según capacidad. Normalmente tenemos un uso común que es el de servir como almacenaje para todo tipo de utensilios de jardín. Desde guardar los muebles de exterior en invierno a guardar el corta césped o las herramientas. Es una forma de tener todo esto almacenado en un lugar común y cerca del jardín. Así cuando lo necesitemos solo tendremos que ir a la caseta de madera.

Otro de los usos que pueden tener las casetas es como garaje. Las más grandes pueden albergar coches, pero en general se usan para motos. En ellas se guardan motos o bicicletas que evidentemente no podemos guardar en casa. Si nuestra casa no cuenta con un garaje, esta caseta puede servir con esta finalidad.

Otra finalidad de estas casetas es la de servir como habitación extra. Es posible crear un cuarto de invitados en el exterior, ya que así nos da más capacidad si no tenemos ninguno en casa. Pero también podemos usar la habitación como cuarto de juegos para los niños. Así cuando estemos en el jardín ellos tendrán un lugar especial para jugar. Otra idea consiste en convertir esta caseta de madera en una oficina. Estará alejada del bullicio de la casa y así nos podremos concentrar mucho mejor, tanto para estudiar como para trabajar. Esta habitación también puede ser de ocio. Es decir, podemos añadir en ella un buen televisor, un billar o algo que nos guste para tener un rincón al cual escaparnos de vez en cuando.

Cómo elegir las casetas de madera

Casetas de madera


A la hora de elegir las casetas de madera tenemos muchas opciones, sobre todo en cuanto al tamaño. Las más pequeñas suelen medir de cuatro a diez metros cuadrados. En estas se pueden almacenar los utensilios que tengamos. Pero las hay más grandes, de hasta cuarenta metros cuadrados, para darles diversos usos como habitaciones extra.

A la hora de elegir estas casetas también nos encontramos con que hay algunas que nos traen madera tratada con productos fungicidas e insecticidas, las cuales están hechas para aguantar también la humedad. No obstante, también se venden sin tratar. Así que esto debemos tenerlo en cuanto, porque las que no se han tratado deben barnizarse y darle tratamiento fungicida para evitar plagas y que se estropeen en poco tiempo. Esto es especialmente importante en caso de que vivamos en lugares con mucha humedad.

Colocar las casetas de madera

Casetas


A la hora de colocar estas casetas, tenemos que saber algunas cosas. No se deben colocar en zonas de césped o tierra sin más. El terreno debe ser estable y por ello en ocasiones es mejor hacer una base de cemento. Por otro lado, hay que ponerlas a unos medio metro de cualquier seto y árbol para evitar humedades y problemas. Así se conservará durante más tiempo. Normalmente estas casetas vienen con sistemas sencillos de montaje con madera en paneles que se ensamblan de forma rápida. En el tejado hay que poner aislante para evitar que pase la humedad cuando llueva.

En cuanto a su mantenimiento, debemos seguir las instrucciones del fabricante. De vez en cuando necesitarán algún tratamiento para evitar que se estropeen o incluso una mano de barniz o pintura.

Fuente: este post proviene de Decoora, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Tipos de colchones: ¿cuál elijo?

Escoger el colchón adecuado nos permitirá descansar mejor, aumentando así nuestra calidad de vida. No debemos, por tanto, tomarnos a la ligera su elección. Conocer las características de los distintos ...

Mesitas de noche vintage

El estilo vintage es uno de los que más se utilizan en los espacios hoy en día. Encontrar bonitos muebles vintage es todo un reto, ya que son muy apreciados. Incluso llegan a mezclarse muebles con dis ...

Duchas modernas en tu baño

Renovar el baño es algo costoso y que se hace pocas veces por todo lo que conlleva. Es por eso que cuando decidamos realizar esta reforma tendremos que pensar muy bien qué elementos deseamos añadir. L ...

Etiquetas: DecooraJardines

Recomendamos