comunidades

Trucos para aplicar el Feng Shui en la decoración con plantas

Todas las estancias que componen una casa guardan una relación con las personas que la habitan. La decoración es uno de los aspectos más personales y, según la filosofía Feng Shui, su disposición en el espacio puede generar energías positivas y negativas.

El Feng Shui tiene unos conceptos básicos en lo referente a la decoración con plantas. Hay especies y tipos de plantas que no favorecen la creación de la energía positiva, entre las que se encuentran las flores secas o muertas, los bonsaís y las suculentas. Otras como el bambú y las plantas frondosas aportan una vitalidad natural a nuestra casa. Pero ¿qué pasa con las flores? Si quieres aprender lo que el Feng Shui dice sobre todo lo referente a las flores, este post es lo que estás buscando. ¡Vamos a aprender a decorar con ellas!

Las flores en el Feng Shui

La filosofía del Feng Shui ve las flores como una fuente de energía positiva, pero hay que saber cómo elegirlas y dónde colocarlas para que la armonía del hogar no se vea perjudicada. No sirve cualquier flor ni cualquier color, así como tampoco se puede seleccionar la estancia al azar. Las flores artificiales no requieren ningún tipo de cuidado, pero no aportan la misma energía que unas naturales. Vamos a comenzar analizando los colores. 

El color 

Según el color que escojamos atraeremos una energía u otra. Si quieres atraer la riqueza a la familia, usa plantas que tengan flores rojas o moradas, y colócalas en la cocina. Los jacintos son un buena opción. ya que los hay de ambas tonalidades.

Si, por el contrario, lo que quieres es mejorar las relaciones, puedes optar por poner plantas con flores blancas o rosas. Lo mejor es colocarlas en la mesita de noche junto a la cama. Las orquídeas son unas de las mejores opciones porque las hay tanto blancas como rosas y además con combinación de ambos colores.



El blanco también es un color que trae suerte en los buenos proyectos. Coloca plantas con flores en este tono en tus lugares de trabajo o en los que gastes mucho esfuerzo para lograr tus metas. Incluso puedes ponerlas en las zonas de relax. Los lirios de la paz, las orquídeas y las gardenias son plantas de interior y muy buenas opciones.

Las flores de color azul oscuro son perfectas para los recibidores. El Feng Shui dice que este color nos ayudará a dar un empujón a nuestros sueños. Usa campánulas, lobelias o espuelas de caballero.

Si estás pasando por etapas emocionalmente complicadas, lo mejor es que decores los sitios en los que pases mucho tiempo con flores de colores anaranjados y amarillentos. Hay mucha variedad de plantas con estos tonos: jerberas, clivias, platanillos e incluso jazmines.

Cuál es la mejor orientación

¡Ya tienes el color de las flores! Lo siguiente que tendrías que hacer sería colocarlas en la habitación seleccionada, pero el Feng Shui también tiene unas pautas a seguir para este paso. Lo mejor es colocarlas en macetas de cerámica o barro con colores claros. Este tipo de material ayuda a mantener la humedad y la temperatura adecuadas para la planta

Dependiendo de la orientación en la que las coloques podrás obtener un plus de energía beneficiosa en tu hogar. No olvides que hay que tener muy en cuenta el color de las flores de la planta. Para que no te pierdas entre direcciones, lo mejor es que mires la siguiente infografía.
 


- Orientación norte/sudeste/noroeste: plantas con flores de color rojo, fucsia, naranja y amarillo.
- Orientación oeste/sudoeste: plantas con flores blancas, amarillas y naranjas.
- Orientación este: plantas con flores celestes, lilas y violetas.
- Orientación sur/noreste: plantas con flores de color blanco y celeste.

La habitación ideal para cada planta

¡Muy bien! Ya tienes el color y la orientación en la que debes colocar tu planta según la filosofía del Feng Shui, pero ¿en qué estancia? ¡No te preocupes! Como ya podrás imaginarte, el lugar no es un aspecto que se elija al azar. Hay que diferenciar entre el interior y el exterior de la casa, ya que una planta puede aportar energía negativa en el interior, pero puede ser una fuente de armonía positiva en el exterior, como en el caso de las plantas trepadoras.

En los sitios de tránsito, como pasillos y recibidores, hay que optar por plantas que den la sensación de calidez, como helechos o ficus. 




Los beneficios de colocar plantas en las salas de estar son mucho más variados. En este caso se busca activar las aspiraciones vitales como la familia, la salud o la economía. Hay que colocarlas orientadas a la madera y al fuego. Puedes escoger entre una gran variedad de plantas como el potus, las begonias o la planta de la moneda.
 


En el caso de la cocina, no es muy recomendable, pero el Feng Shui las admite para usarlas como cura. Es una buena oportunidad para optar por las plantas aromáticas. ¡Las violetas van genial! Puedes jugar con ellas poniéndolas en jarras de leche o teteras. 





Para el dormitorio, lo mejor son las plantas con hojas redondeadas, ya que ayudan a suavizar las líneas rectas de los muebles. Como ya hemos dicho, las orquídeas son perfectas para las mesillas, aunque también puedes optar por potus, al igual que en la sala de estar.



¡En el baño no pongas plantas! Es una estancia que atrae la energía negativa.

Las plantas son la decoración ideal, sobre todo si vives solo. ¡No olvides que son seres vivos!, y como tal deben tener un cuidado constante. Pero no solo pueden ayudarte a dar vida a un rincón aburrido de tu casa, se ha demostrado que regar las plantas favorece la relajación y ayuda a reducir la tensión arterial. Increíble, ¿verdad?

Antes de comprar cualquier planta, recuerda que debes tener en cuenta las condiciones de tu casa (temperatura, humedad, ventilación...). En el blog de Vivienda Saludable encontrarás información complementaria que te será de gran ayuda.

¡Hasta la próxima!
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Recomendamos