comunidades

Un contraste natural que rompe la monotonía en la cocina



Este es otro ejemplo de cómo la madera puede ser el mejor complemento de la cocina blanca, si queremos darle más vida y así evitar el riesgo de que al final parezca demasiado monótona e insulsa. Este estupendo modelo de Moser, un taller austríaco especializado en madera y muebles de alta calidad, está acabado en laca blanca, sin tiradores, sistema servo-drive en los cajones, encimera de Corian Blanco Glaciar y compuesto por una isla de 3 metros de largo que contiene la zona de cocción, fregadero y lavavajillas. Detrás, zona de columnas con hornos y frigoríficos, que sirve de separación de otra zona de trabajo totalmente independiente y equipada que completa ésta elegante y minimalista cocina. Los frentes de estilo rústico de madera sólida de la isla, proporcionan un contraste natural al blanco.












Vía dyk360-kuechen
Fuente: este post proviene de Cocinas con estilo, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Recomendamos